Cuentitos de la Abuela Irma

Piquiestrella

Autora: Irma Agara

Había una vez una estrellita en el fondo del mar, que se llamaba Piquiestrella,

porque tenía bracitos que terminaban en picos.

Era muy pero muy curiosa y siempre que nadaba se alejaba  mas y mas de las otras estrellitas con las que vivía, aunque siempre volvía a su casita.

.

Pero un día ya muy lejos  fue atrapada por una red de pescadores que iban en un barco que navegaba por el mar.

.

Barca de Pescadores

.

Quedó encerrada con otros animalitos del agua, sobre la cubierta del barco, que seguía su camino rápidamente hacia el puerto de una ciudad.

.

Cuando llegaron al puerto, llevaron a todos  los animalitos que habían pescado en el mar, a la casa  de un señor que se llamaba Martín, que  era carpintero y que los quería, para mirarlos  bien  y así  copiarlos y construir juguetes de madera, con la forma de cada uno de ellos.

.

Mientras los ponía en una pileta, para que estuvieran en el agua y así poder darles de comer; el carpintero decidió que esta vez  sería muy lindo hacer  rompecabezas copiando a:

.

El Caballito de Mar, la Ballena que va llena,

el Tiburón ton ton, el  simpático Delfín,

el Pulpo amarillo

y también a  ella la famosa Piquiestrella.

Caballito de Mar

Ballena que va llena

Tiburón  ton ton

Pulpo amarillo

Delfín saltarín

La piquiestrella

.

Los rompecabezas quedaron tan pero tan hermosos, que el carpintero Martín pudo venderlos muy rápido…….. aunque  él no se dio cuenta,  que los animalitos del mar muy en secreto habían salido de la pileta y mágicamente se habían escondido  en los rompecabezas.

.

Siii …. Así fue, como les cuento….

y de esa manera

El Caballito de Mar,

la Ballena que va llena,

el Tiburón ton ton,

el  simpático Delfín,

el Pulpo amarillo

.

y también  ella……. la Piquiestrellita; se fueron y  empezaron la aventura  de ser juguetes  y de estar muy contentos, en las manos de nenes; que pasaban muchooooo tiempo jugando con ellos.

Pero a medida que pasaron  días y días, la Piquiestrellita, se empezó a poner triste ya no estaba feliz….   Adivinen porqué?

Porque….. extrañaba el mar y sus hermanitas y quería  volver al mar….y  a su casa.

.

Entonces un día que había quedado tirada en el pasto del jardín, porque los chicos  no habían guardado los juguetes, a la tarde ya solita, le pidió a un pájaro grande …que se posó muy cerca; si podía llevarla  volando por el aire, agarrada de su pico,  y de esa manera que la  llevara hasta el mar, ya que ella  como ya les conté extrañaba; su casita en el agua, y a todas sus vecinas también estrellitas

Pajaro

El pájaro pensó un poco…… y con un fuerte silbido le dijo Siiiiiiiiiiiii

.

La agarró con su pico, la sujetó bien, porque los pájaros tienen mucha fuerza en el pico, y así…. la llevó volando muy alto hasta el mar y despacito  y suavemente  la apoyó  en el agua.

.

Entonces la Piquiestrella,  nadó y nadó hasta que se encontró con su casita, sus hermanas y sus amigas  las  Estrellas de Mar.

.

La Piquiestrella quería contarles a todos lo que le había pasado!!! Y hablaba y hablaba  para que supieran la aventura que había vivido, pero no solo la escuchaban las estrellitas de mar, sino que otros animalitos, muy atentos   se asombraban de la historia que junto al Caballito de Mar, la Ballena que va llena, el Tiburón ton ton, el  simpático Delfín, el Pulpo amarillo y ella  también la Piquiestrella habían vivido fuera del agua.

Esta entrada fue publicada en cuentos y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Cuentitos de la Abuela Irma

  1. Rafael Mastromauro dijo:

    Esta idea es muy buena, la lectura y los cuentos a los niños son un regalo que ayuda a la formacion de nuestros hijos y nietos.
    Lamentablemente , hay muchas madres que hoy, por sus obligaciones , o por no creerlo importante, no se dan tiempo para leer a sus hijos.
    Para eso estamos nosotros, los abuelos, que cubrimos ese bache, asi no se perderá la maravilla de educar con cosas tan simples como es un cuento.
    En este caso muy bien ideado por la autora, ya que despierta todos los sentidos y atencion de los niños
    Rafael

  2. Irma Agara dijo:

    Comentario sobre la Piquiestrella:

    Carlos
    Los Cuentitos, se me ocurren en función de cosas vividas con mis nietos, o a veces el estímulo es algo que se, que les está pasando, si bien son personales espero que les sirva a otros abuelos que quieran contarlos, y entrar en el mundo de la fantasía , de los niños de hasta unos 4 ó 5 años.
    Las imágenes pueden ser copiadas y coloreadas, recortadas etc.

    Irma

  3. carlosvonz dijo:

    Irma, muy bueno este cuentito de Piquiestrella, excelente tu idea de ir despertando en los niños el deseo de pintar e identificar a estos personajes.
    Seguramente no se olvidaran de este cuentito instructivo.
    Carlos

Deja un comentario